lunes, 17 de mayo de 2010

2_E.5.2_MARIA ISABEL JUDEZ


video

El proyecto inicia con el análisis y reinterpretación del pabellón Alemán de Mies Van der Rohe en Barcelona. Se tomaron como valores a interpretar la continuidad espacial, la materialidad y la ubicación de planos a diferentes profundidades, el resultado de esto fue un objeto síntesis en un campo espacial definido cuya idea consiste en la delimitación del espacio a través de una geometría que ordena planos ubicados a diferentes profundidades y que no llegan a cerrar ningún espacio, generando así continuidad.

Tomando como referencia el objeto síntesis, se propone el diseño de una casa en un terreno imaginario de 30x 45 m con pendiente continua al 10% de orientación norte-sur al que se le accede por una calle en la cota superior del terreno. La idea del objeto síntesis fue interpretada en la casa, utilizando como herramienta la topografía, generando volúmenes y superficies ordenadas y relacionadas por muros, que se ubican en diferentes niveles en sentido longitudinal.
El espacio está dividido por cuatro ejes en el sentido longitudinal y estos a la vez subdivididos en el sentido transversal. La estructura es mixta, consta de muros de concreto armado y columnas de acero. Los espacios de primera jerarquía son las áreas sociales, ubicadas en la fachada norte de la casa y con vista al mar, los de segunda jerarquía están ubicados en los extremos, tienen una superficie intermedia y menor campo visual, los de tercera jerarquía se encuentran ubicados entre los espacios de segunda jerarquía y los muros estructurales, son los de menor área y no tienen visuales, ya que están limitados por muros. Los espacios servidos son los de primera y segunda jerarquía, y se encuentran ubicados en los extremos librándose de muros que interrumpan la visión y la circulación. Mientras que los de servicio se encuentran detrás de estos y son los de tercera jerarquía y la cocina. A esta casa se le accede de forma frontal a través de unas escaleras que llegan al nivel -2,20m, la circulación interna está ordenada por tres muros longitudinales. Las fachadas están constituidas por planos de vidrio y concreto desplazados y los techos han sido tratados también como planos independientes ubicados a diferentes alturas.

Tomando como referencia el Pabellón Alemán, las columnas utilizadas tienen un diámetro de diez centímetros y una altura de dos metros cuarenta, por estar revestidas en acero inoxidable reflejan el contexto y se hacen imperceptibles resaltando la idea de los planos.
El techo del vestíbulo no cubre completamente el perímetro de este, para controlar la escala y la visual desde el acceso de la casa.
Para que el paisaje también forme parte de la idea de la casa, está limitado y dimensionado mediante la aparición de muros en puntos estratégicos.

No hay comentarios: